Camino a Tokio,  Entrevistas

CHETA EMBA, JUGADORA DE RUGBY 7: “QUEREMOS SER MODELOS A SEGUIR PARA LAS CHICAS MÁS JÓVENES”

Cheta Emba es una jugadora del equipo estadounidense de rugby a 7. Se dedica a este espectacular y dinámico deporte como podría haberlo hecho en cualquier otro que se propusiera. De hecho, su versatilidad le ha hecho destacar en baloncesto y fútbol en su etapa de instituto y universitaria. Pero llegó un momento en que eligió el rugby, aunque lo compaginó con el soccer, donde ocupaba el puesto de portera. En realidad eligió el rugby como una forma de entrenarse para el soccer. En su último año universitario participó en su primer campamento de entrenamiento olímpico con la selección nacional de rugby XV, participando en las Super Series de 2015.

Y es que la selección estadounidense está compuesta por jugadoras que vienen de muy diversas disciplinas olímpicas, como nos contó la propia Emba: “La mayoría de nosotras vienen desde diferentes deportes, pero nos une el amor a este deporte y la oportunidad de expresar nuestra fuerza y nuestro físico en conexión en un juego global, especialmente nosotras, que somos mujeres y queremos ser modelos a seguir para las chicas más jóvenes y para todo el mundo en general, madres, familiares, etc. Por eso jugamos. En nuestra selección hay jugadoras que provienen del softball, del hockey, del soccer, del atletismo, del baloncesto…Prácticamente cualquier deporte que imagines tiene representación entre las componentes de la selección. Creo que eso nos hace únicas”. Nos cuenta su caso particular: “Yo personalmente en la universidad jugaba al rugby. Estaba jugando al soccer y decidí escoger el rugby como un deporte adicional. Lo hice por ser un deporte de conjunto, en el que tenía la oportunidad de hacer nuevas amigas”.

Su deporte es olímpico únicamente desde la edición de Río 2016 y se ha consolidado en el calendario de los Juegos, pues sigue siendo un deporte olímpico, con vistas a seguir siéndolo en el futuro, dada la espectacularidad de este deporte, todo un éxito en la edición de Río. Su conversión en deporte olímpico ha llevado aparejado ventajas y cambios en el llamado Sevens: “La introducción del rugby a 7 en el calendario olímpico definitivamente ha significado un empujón al desarrollo de este deporte en mi país. Es genial poder compartir este increíble y emocionante deporte en mi país. El que se haya convertido en olímpico lo ha hecho ser más emocionante”. Lo dice una norteamericana, donde su “primo”, el fútbol americano, es uno de los deportes rey. Seria competencia, pues, para el rugby 7.

La selección USA en pleno partido

Cheta Emba nos cuenta también este año previo a los Juegos tan especial y raro que han padecido y cómo les ha afectado al equipo: “Después de mucho tiempo fuera de los terrenos de juego nos hemos estado preparando de cara a Tokio 2020, intentando mejorar en los principios del juego y mejorar nuestra estrategia”. La jugadora reconoce que “fue una decepción tener que posponer los Juegos Olímpicos, pero entendemos la importancia de la salud de todos y la seguridad. Volver después a poder jugar en los terrenos de juego, aunque fuera sin público, fue algo emocionante. Nos volvimos a concentrar en lo que había que hacer y completar nuestra preparación de cara a los Juegos”.

Foto de Travis Prior/Prior-T Photography

 

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.