Entrevistas,  Heroínas olímpicas

ANABEL MEDINA: “LA MEDALLA OLÍMPICA ES LO MÁXIMO EN MI CARRERA, MÁS QUE CUALQUIER OTRO TORNEO”

Anabel Medina, que debuta este año como capitana del equipo español en Copa Federación (la competición que más se puede acercar en tenis a unos Juegos Olímpicos) es otra más de los componentes de la llamada Armada española que han ganado medallas para España en Juegos Olímpicos. Como dice la propia Medina; Los tenistas españoles en general sentimos todos mucho los Juegos Olímpicos. Para nosotros es muy importante jugar por España. Se ha tenido siempre muy buen nivel y han llegado los resultados, con muchas medallas”. Su aportación al medallero español fue en Pekín 2008, donde consiguió una valiosa plata en la categoría de dobles jugando junto a Virginia Ruano. Valiosa plata porque se disputó frente a las poderosas hermanas Williams“Sabíamos que era muy difícil al tener que enfrentarnos a las Williams. Encima Vivi se hizo daño en la pierna, por lo que fue una final un pelín descafeinada, pero me quedo con los recuerdos hasta esa final, que fue lo máximo”.

El combinado español no tuvo fácil llegar a la final, si tenemos en cuenta que tuvieron que salvar el escollo de unas semifinales en las que les tocó superar a unas de las favoritas, además de ser las tenistas locales: las chinas Yan Zi y Zheng Jie: “La semifinal fue un partido muy difícil porque estaban las chinas jugando muy bien y estaban en casa. Eran jugadoras contra las que ya habíamos jugado durante años y eran rivales complicadas. Tenían todo el público a su favor. Cuando conseguimos ganar fue toda una emoción porque te garantizabas una medalla y afrontabas la final de otra manera”.Anabel Medina valora esa medalla muy positivamente: “Fue una experiencia increíble. Estuvimos Vivi y yo trabajando para ello tres o cuatro años y el resultado final fue muy satisfactorio. No pudimos ganar a las Williams pero luchamos mucho durante esa semana. La verdad es que fue una experiencia inolvidable”. Por si quedara alguna duda sobre la importancia que le dan los tenistas al torneo olímpico, en su caso Anabel Medina deja clara su opinión: “Siempre he dicho que esa medalla olímpica es lo máximo en mi carrera, más que cualquier otro torneo. También porque nos resultó muy complicado ganarla y tiene un recuerdo muy especial”.

Vivi Ruano y Anabel Medina (derecha) con la medalla de Pekín 2008. Foto de EFE

La tenista valenciana ha totalizado cuatro Juegos Olímpicos. A sus primeros, los de Atenas 2004, llegó en el último momento, consiguiendo el billete olímpico en el último torneo. Medina es consciente de que esos Juegos la pillaron demasiado joven. “Me clasifiqué en la última semana para Atenas. Cada una de las cuatro ediciones de los JJ.OO, que he vivido tiene su historia: Atenas fueron los primeros, me cogieron con 18 años, era como muy novata y quizá no le di tanto valor como les fui dando a los siguientes”. Huelga decir que de su siguiente experiencia olímpica guarda el más grato recuerdo, pues volvió con una medalla al cuello. Los de “Londres 2012 quizá fue los que menos pude disfrutar por la situación de que la villa estaba un poco lejos”. Y, finalmente, los Juegos de Río 2016 “no los disfruté deportivamente porque tenía una lesión de hombro bastante grave y no pudimos competir a nuestro nivel, pero sí que lo disfruté como aficionada del tenis y del deporte y pude ver otros deportes, visitar partes de Río…”.

De lo que sí gozó en cada una de las ediciones olímpicas ha sido del ambiente tan especial, único, diferente a cualquier otra competición deportiva: “Al final allí somos todos una gran familia y compartes cosas que normalmente no compartes el resto del año; puedes comer con un triatleta, cenar con un jugador de baloncesto y desayunar con una jugadora de balonmano”. Nos quedamos con el espíritu olímpico que sin duda ha demostrado esta tenista, del que, con sus propias palabras, fue cada vez más consciente y dio más valor según iba participando en Juegos Olímpicos.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.